Marco Aurelio

En Que Consiste El Estoicismo Y Como Practicarlo

En general, la filosofía es el estudio de una cantidad innumerable de temas relacionados con nuestra existencia como la moral, la belleza, la mente, el lenguaje, el universo, la felicidad, etc.

La filosofía está basada en el reconocimiento de patrones con la finalidad de solucionar un problema.

 

En las palabras de Henry Thoreau: “Ser un filósofo no se trata únicamente de tener pensamientos sutiles, ni siquiera para fundar una escuela … se trata de resolver algunos de los problemas de la vida no solo teóricamente, sino prácticamente“.

 

No obstante, la mayoría de las ramificaciones filosóficas se enfocan en implicaciones que no aportan nada a la vida cotidiana (ej. la naturaleza del universo). Es aquí en donde el estoicismo se separa de todas ellas.

 

La filosofía Estoica fue fundada en Atenas, Grecia, en el siglo 3 a.C. por Zenón de Citio, pero fue desarrollada e impulsada principalmente por Catón,  Epicteto,  Seneca, y Marco Aurelio.

 

Ninguno de ellos escribió con la intención de publicar su filosofía. Catón jamás lo escribió, Marco Aurelio escribió únicamente para sí mismo en sus meditaciones, las cartas de Seneca, fueron solo eso, “cartas”, y el manual de Epicteto, fue derivado de las notas de un estudiante que asistía a su platicas.

 

Para descubrir en que consiste el estoicismo, nos enfocaremos en los 3 últimos personajes (Epicteto, Seneca, Marco Aurelio), ya que solamente contamos con filosofía escrita de este trío.

 

Los Estoicos

Además de ser filósofos, los estoicos se caracterizaron por ser hombres de acción (ej. no se la pasaban pensando todo el día sin hacer nada).

Marco Aurelio fue el emperador del imperio más poderoso de la historia del mundo (si su nombre te parece conocido puede ser debido a su aparición en la película “Gladiador”). Catón, el ejemplo moral para muchos filósofos, defendió la república romana en contra de Julio César con valor inigualable hasta su muerte desafiante (prefirió arrancarse las entrañas que vivir bajo un dictador). Incluso Epicteto, el profesor, no llevo una vida fácil, paso los primeros años de su vida siendo un esclavo. Por su lado, Seneca, además de ser un ministro romano, fue tutor y consejero del emperador Nerón (quién le obligo a suicidarse años después).

 

El filósofo moderno y escritor Nassim Taleb define a un estoico como: “alguien que transforma el miedo en la prudencia, el dolor en la transformación, los errores en iniciación y el deseo en una misión.”

 

El estoicismo se ha practicado por reyes, presidentes, artistas, escritores, y empresarios. Tanto los hombres históricos y modernos ilustran el estoicismo como una forma de vida.

 

En breve, una pequeña biografía de los “Tres Grandes”.

 

Seneca

Seneca fue un filósofo estoico romano, estadista, ministro, y consejero del emperador Nerón. Perteneciente a una familia acomodada de la provincia Bética del imperio romano.

Fue acusado injustamente de participar en una conspiración con la finalidad de suceder en el trono al emperador Nerón; el cual, le ordenó suicidarse, decisión que Séneca acepto sin titubear cortándose las venas y actuando acorde a los principios que había enseñado.

 

Su trabajo incluye 124 cartas que involucran temas relacionados con la educación, la amistad, la obligación moral, la humildad, la auto consciencia, la abstinencia, y muchos más.

 

Epicteto

Epicteto nació esclavo en alrededor del año 55 en Hierápolis, Frigia, que se encuentra en las fronteras orientales del Imperio Romano. Desde el principio de su vida descubrió su pasión por la filosofía, y con el permiso de su propietario, estudió filosofía estoica bajo la tutoría del maestro Cayo Musonio Rufo.

 

Después de la muerte del quinto emperador romano Nerón que gobernaba con tiranía y crueldad, Epicteto comenzó a enseñar filosofía en Roma y más tarde en Grecia, donde fundó una escuela filosófica estoica. Entre sus estudiantes se encontraba el futuro emperador de Roma, Marco Aurelio.

 

Marco Aurelio

Marco Aurelio nació en 121 d.C. Es considerado uno de los más grandes emperadores romanos que hayan vivido alguna vez. Solía escribir en su diario durante los momentos libres que tenía en sus campañas de guerra.

 

Su gobierno estuvo marcado por los conflictos militares en Asia frente a un revitalizado Imperio parto y en Germania Superior frente a las tribus bárbaras asentadas a lo largo del Limes Germanicus, en la Galia, y a lo largo del Danubio. Durante el período de su imperio tuvo que hacer frente a una revuelta en las provincias del Este liderada por Avidio Casio a la cual aplastó.

 

Su diario, que sin saberlo se convertiría en el libro “Meditaciones”, le sirvió como recordatorio de los principios estoicos que se le habían inculcado sobre temas como la humildad, la auto-conciencia, el servicio, la muerte, la naturaleza, y mucho más.

 

Como practicar el estoicismo

seneca-intruyendo-a-neron
Séneca instruyendo a Nerón

 

Debido a que el estoicismo está basado mayormente en la práctica, existen ciertas habilidades que debes implementar para adoptar la mentalidad que te definirá como estoico.

 

“Debemos cazar las piezas útiles de enseñanza y los dichos de espíritu y mente noble que son capaces de expresarse inmediatamente en aplicación—no las muy exageradas o arcaicas o extravagantes metáforas y figuras de habla—y aprenderlas tan bien, que las palabras se conviertan en trabajos” –Seneca.

 

Trata de cambiar lo que puedes, ignora lo que no

Aprende a distinguir entre lo que puedes cambiar y lo que no. Si está bajo tu control el cambiar tu situación, hazlo. Si no, ignóralo.

 

“En la vida, nuestro primer trabajo es dividir y distinguir las cosas en dos categorías: las circunstancias externas que no puedo controlar, y las decisiones que tomo con respecto a ellas y que tengo bajo mi control. ¿Dónde voy a encontrar el bien y el mal? En mí, en mis decisiones”. –Epicteto

 

De qué te sirve arrepentirte del pasado, angustiarte por el presente, o estresarte por el futuro. El pasado no existe más que en la memoria, las circunstancias del presente solamente pueden ser cambiadas en el futuro (si fuera el caso), y el futuro es incierto.

 

“Hoy escapé de la ansiedad. O no, la descarté, porque estaba dentro de mí, en mis propias percepciones, no afuera “. –Marco Aurelio.

 

No son las fuerzas externas las que nos hacen sentir algo, es lo que nos decimos a nosotros mismos sobre los acontecimientos lo que crea nuestras emociones. Si aprendes a controlar tu plática interna, y, por lo tanto, tu estado emocional, encontrarás paz mental sin importar tu situación actual.

 

Encuentra un mentor

La falta de un buen mentor(es) en la época actual, ha provocado un declive en la calidad de valores, ambición, y dirección entre los jóvenes de hoy en día. Está es una de las principales causas por las que considero que la generación de los “Millenials” está compuesta principalmente por niños perdidos que desconocen cómo desarrollarse, relacionarse, y trabajar en conjunto con la sociedad. Nadie les ha instruido como hacerlo.

 

“Elije a alguien cuya forma de vida que asemeja sus palabras, y cuyo rostro que refleja el carácter que hay detrás de él, hayan ganado tu aprobación. Mantente siempre refiriéndote a él ya sea como tu tutor o como tu modelo. Esta es una necesidad, en mi opinión, para alguien, como un estándar contra el cual nuestro carácter puede medirse. Sin un gobernante que lo haga en contra tuya, no enderezaras la rama torcida. “. —Séneca

 

Encuentra un mentor que haya tenido éxito en metas similares a las que tu estas buscando. Especialmente si casi no vez a tu padre, o consideras que sus conocimientos no se alinean con tu propósito particular.

 

Idealmente, tus mentores deberían ser personas con las que puedas interactuar y recibir una retroalimentación constante, pero si esto no es posible ya sea porque no está a tu alcance (ej. persona famosa o que vive lejos de ti), o simplemente, porque ya falleció. Es probable que puedas recibir su conocimiento a través de sus libros, entrevistas, videos, etc.

 

Encuentra a tus mentores, estúdialos, analízalos, aprende de ellos y te conseguirás una forma extraordinaria de guiarte a través de tu camino. Aprenderás de los fracasos de alguien más sin la necesidad de experimentarlos tú mismo y te ahorras tiempo al conocer el camino más eficiente hacia la cumbre.   

 

Actúa mediante un propósito, no mediante las pasiones

Debemos aspirar a liberarnos de las pasiones para poder tener control total sobre nosotros mismos. Tener control sobre uno mismo es la máxima forma de poder.

 

“Más poderoso es aquel que se tiene a sí mismo en su propio poder” –Seneca

 

La “pasión”, según los estoicos, consiste en reaccionar descontroladamente a eventos externos, por lo tanto, para practicar el estoicismo, uno debe aspirar a liberarse de estas pasiones al evitar actuar impulsivamente.

Para evitar ser movido emocionalmente fácilmente, lo mejor es practicar la inteligencia emocional con regularidad.

 

Además, el actuar primariamente mediante la racionalidad y no mediante las pasiones (ej. emociones), es una de las características principales de la masculinidad. Esta es una de las principales características que diferencian a los sexos. Lo racional es a lo masculino, como lo emocional a lo femenino. Recuerda optar por racionalidad sobre emocionalidad la mayor parte del tiempo.

 

Habiendo dicho esto, este principio también aplica al famoso termino regurgitado al cansancio por la gente exitosa: “sigue tu pasión”. Por supuesto, tú ya sabes que lo mejor es seguir tu propósito y no tu pasión, pero si aún no estas convencido del porqué, vayamos hablando un poco más sobre este tema.

 

Tomando en cuenta que al referirnos al terminó “pasión” estamos hablando de “lo que te gusta hacer”, y al hablar de “propósito” de “lo que quieres alcanzar”, déjame explicarte porque es mejor seguir tu propósito (metas), en lugar de tu pasión (gustos).

 

Según Daniel Kahneman, quien recibió un premio nobel por este descubrimiento, el cerebro trabaja mediante 2 sistemas completamente opuestos:

 

  • Sistema #1: es el sistema “automático” del cerebro y es el que necesita menor esfuerzo mental para ser activado. De este sistema se deriva la intuición, la creatividad, el estado de flujo, el placer, la sensación de comodidad, y “las pasiones” (ej. emociones).
  • Sistema #2: contrario al sistema #1, este sistema es activado mediante el esfuerzo mental intenso, por lo que podría considerarse como el sistema “racional”. Este sistema está involucrado en actividades como la resolución de problemas (ej. matemáticos, filosóficos, analíticos), el ejercicio físico intenso (ej. el entrenamiento de resistencia), el aprender nuevas habilidades, la lectura de temas complejos, etc.

 

Para que puedas identificar rápidamente cada sistema en tu vida diaria, solamente piensa en esta asociación:

 

Sistema #1 = Automático (No requiere esfuerzo mental).

Sistema #2 = Racional (Requiere esfuerzo mental).

 

Cuando estas aprendiendo alguna nueva habilidad, activas el sistema #2, debido al esfuerzo mental requerido. En cambio, cuando ya tienes bien aprendida dicha habilidad y puedes practicarla sin esforzarte estas activando el sistema #1.

 

Por ejemplo, supongamos que quieres a aprender a tocar una canción en la guitarra. Al estarte aprendiendo la canción, notaras que se te dificulta tocar la canción, y, dependiendo de la complejidad de la misma, puede que hasta encuentres desagradable esta sensación y te resulte incomoda, esto gracias a que estas activando el sistema #2 que requiere esfuerzo.

 

Una vez hayas dominado la práctica de la pieza musical en cuestión, podrás tocarla “sin pensarlo”, ya que habrás cambiado de utilizar tu sistema #2 a utilizar tu sistema #1, que no requiere esfuerzo.   Entre más practiques conscientemente esta habilidad, mayor será la activación de tu sistema #1 en comparación con el #2, y, por lo tanto, su práctica la podrás realizar de una manera más inconsciente.

 

Lo mismo sucede con ciertas habilidades “innatas” del ser humano, que, aunque tienen cierto grado de influencia genética, han sido desarrolladas a través del tiempo, debido a que nuestro cerebro las utiliza todos los días, como lo son la intuición, la creatividad, y nuestra reactividad emocional (pasiones).

En estas 3 “habilidades”, el sistema #1 actúa como reconocedor de patrones, es decir, asocia situaciones/experiencias pasadas y las transforma en una respuesta casi instantánea para resolver un problema específico.

 

Por ejemplo, en el caso de un músico que trata de componer o improvisar una pieza musical, el cerebro toma distintos pasajes musicales de varias piezas que haya escuchado previamente, y las transforma en una nueva canción. A este proceso es a lo que llamamos “creatividad”.

 

Lo mismo sucede con la intuición y tu “pasión”. Ambas son una respuesta emocional producida por el sistema #1, que, ya sea porque tuviste la suerte de haber practicado frecuentemente cierta habilidad/hábito o viste a alguien practicándola, has ido desarrollándola a través de los años, por lo que eres decentemente bueno en ella.

 

Por ejemplo, supongamos que en tu niñez tu padre te tenía escuchando rock todos los días. Un día, tienes la suerte de encontrarte con su guitarra olvidada en un rincón de tu casa, por lo que decides comenzar a tocar guitarra inspirado en las bandas de rock a las que estás acostumbrado a escuchar.

Con el paso del tiempo, y con la práctica, vas desarrollando tu habilidad motriz y aprendiendo/escuchando distintos tipos de música.

Cada vez que te pones a aprender una nueva técnica/canción, te sientes incómodo, como que “no te gusta”. Pero una vez has dominado la canción/técnica en cuestión, comienzas a disfrutar ampliamente la práctica de la misma.

Ahora la música se ha convertido en lo que amas hacer, en “tu pasión”.

 

¿Este proceso te suena familiar?

 

Es por esto que lo que “te gusta hacer”, siempre estará alineado con lo que eres bueno haciendo (por lo menos decentemente bueno). Lo haz dominado a tal grado que cuando lo estás haciendo no tienes necesidad de “pensar” (activar el sistema #2) sino que entras en un estado de flujo (activado el sistema #1) lo que lo hace disfrutable.

 

Tu “pasión” es un resultado de 3 cosas: suerte, dedicación, y, en menor medida, genética (ej. al ser introvertido tendrás una predisposición para realizar actividades en solitario), mientras que tu propósito es el resultado de una decisión racional sobre lo que quieres alcanzar.

 

Habiendo aclarado las diferencias entre pasión y propósito, y considerando que la “pasión” puede ser influenciada por tu estado emocional (ej. solo lo haces cuando tienes “ganas” de hacerlo), mientras que el propósito es en mayor medida una decisión racional, y, que en ocasiones requiere de auto-control, disciplina, y salirte de tu zona cómoda (ej. comenzar a aprender una nueva habilidad). Te dejo estas preguntas para tu reflexión:

 

¿Qué te hará ir a entrenar cuando te de flojera, tu pasión o tu propósito?

¿Qué te impulsara a levantarte temprano a trabajar todas las mañanas, hayas dormido bien o no, tu pasión o tu propósito?

¿Qué te ayudara a sobrepasar todas las críticas, fallos, y decepciones que puedan presentarse en tu camino hacia el éxito, tu pasión o tu propósito?

 

Existe una diferencia MUY grande entre estar “apasionado por un propósito” y “seguir tu pasión”.

Una es una decisión consciente, la otra está basada en la suerte. ¿Cuál elegirás tú?

 

Si quieres que te guste lo que haces TIENES que convertirte en el mejor. Domina las habilidades relacionadas con tu propósito y tu pasión te encontrará. Encuentra tu propósito y tu pasión le seguirá.

 

Por supuesto, todo se trata de balance, y las emociones son parte de la experiencia humana. Pero, como hombre, trata de realizar la mayor parte de tus actividades basándote en un propósito, y no en tus pasiones.

 

Al ejecutar acciones disciplinadas basadas en una estrategia definida previamente, dejarás de estar a la merced de tu estado emocional, por lo que culminaras tus metas más rápidamente.

 

Recuerda, la mayor expresión de poder es el control sobre uno mismo. Entre más control tengas sobre tu mente, cuerpo, y propósito, mayor será tu poder. Planea todo el camino hasta el final.

 

Abraza tu destino

epicteto
Epicteto

 

Abrazar tu destino puede sonar un poco contradictorio con el punto anterior, pero no lo es.

 

Aceptar TODO lo que te suceda y que no puedes cambiar, no es lo mismo que dejar que las situaciones externas hagan contigo lo que quieran. Como ya vimos, la clave está en aprender a distinguir lo que está en tu control y lo que no, hay ciertas cosas que simplemente no pueden ser modificadas, y los acontecimientos pasados y ciertas situaciones del presente (ej. la muerte de un ser querido) entran en esta categoría.

 

“Acepta las cosas a las que te une el destino, y ama a las personas con las que el destino te junta, pero hazlo con todo tu corazón”. –Seneca.

 

Vive sin arrepentimientos ni rencores. El pasado no existe, son solo recuerdos en tu mente que puedes utilizar como medio de aprendizaje.

 

En el presente, haz todo lo que este en tu poder para alcanzar las metas que planeas completar en el futuro, pero una vez llegado ese futuro, acepta cualquiera sea el resultado.

 

Sea cual sea tu papel en este mundo, acéptalo, y desempéñalo lo mejor que puedas. Tu historia es única, y tiene que ser desarrollada para el correcto funcionamiento del “todo”.

 

“Constantemente considera al universo como un ser viviente, que tiene una sustancia y un alma; y observa cómo todas las cosas tienen una referencia hacia una percepción, la percepción de éste ser vivo; y cómo todas las cosas actúan con un solo movimiento; y cómo todas las cosas son las causas cooperantes de todas las cosas que existen; observa también el giro continuo de la rosca y la estructura de la web”. –Marco Aurelio.

 

Todo sucede por una razón, no caigas en la trampa de las supersticiones ni de los miedos. Lo que tenga que suceder, sucederá. Como reaccionas a los próximos sucesos es lo único que puedes controlar una vez estos te hayan alcanzado.

 

Como el filósofo alemán Friedrich Nietzsche bien expreso alguna vez:

Amor Fati – “Ama tu destino. El cuál, es tu vida”.

 

De hecho, Seneca solía predicar la práctica anticipada del infortunio como una manera de liberación de ansiedad y miedo de posibles eventos inesperados.

 

“Es en tiempos de seguridad que el espíritu debe estar preparándose para tiempos difíciles; mientras que la fortuna nos favorece es el momento de fortalecerse en contra de sus desaires.” –Seneca.

 

Seneca estaba bien posicionado como el asesor de Nero, por lo que gozaba de gran riqueza. Aun así, sugería la práctica de la pobreza unos cuantos días al mes.

 

“Toma poca comida, usa tus peores ropas, aléjate de la comodidad de tu hogar y cama. Ponte cara a cara con la necesidad, y te preguntaras a ti mismo ¿Es esto lo que solía temer?”. –Seneca

 

Toma en cuenta que el no habla de un ejercicio mental, el habla de llevarlo a la práctica, y experimentarlo plenamente. No se refiere a “pensar” sobre la desgracia, sino a vivirla realmente.

 

La comodidad es la peor clase de esclavitud porque estás siempre con el miedo de que algo o alguien te la quite. Pero si no solamente puedes anticipar, sino practicar la desgracia, entonces la “suerte” pierde su capacidad de alterar tu vida.

 

Las emociones como la ansiedad y el miedo tienen sus raíces en la incertidumbre y rara vez en la experiencia.

Practica lo que temas, ya sea simulándolo en tu mente o en la vida real. Te darás cuenta que las desventajas son casi siempre reversibles o transitorias.

 

Una buena y no tan disruptiva manera de comenzar con este tipo de ejercicios, es practicando el ayuno intermitente de 24 horas. Simplemente selecciona un día de la semana en el que no tengas nada importante que hacer (si es tu primera vez), y abstente de alimento alguno hasta que llegue la hora de cenar.

Conocerás lo que significa REALMENTE tener hambre, y dejaras de quejarte en esos días que no haz desayunado o que te falto tu “tentempié”.

 

Otras opciones que simulan esta práctica incluyen:

  • Ducharte con agua helada.
  • Vestirte con tus peores ropas.
  • No utilizar dispositivos electrónicos durante todo un día.
  • Dejar el automóvil en tu casa y tomar el transporte público, o mejor aún, una bicicleta.
  • Viajar a un lugar desconocido con solo una mochila y unas cuantas prendas de ropa.
  • Irte a acampar a un bosque, selva, o playa.

 

En fin, creo que con estas sugerencias te das una idea.

Lo ves, no es tan malo después de todo.

 

La felicidad es una mentalidad

La felicidad solo puede hallarse en el interior. Existe gente adinerada que vive miserablemente, y gente pobre que labora felizmente.

 

“La felicidad de tu vida depende de la calidad de tus pensamientos.” –Marco Aurelio.

 

No importa lo que te suceda, acéptalo. Recuerda que no existen “eventos buenos” ni “eventos malos”, únicamente percepciones. ¿Por qué juzgas una situación como “buena o mala”? ¿Por qué te causa dolor, desilusión, o alguna otra “mala” emoción?

 

Date cuenta que NADA ni NADIE puede perturbarte, solamente tú tienes poder sobre tus emociones. La elección es completamente tuya.

 

“Opta por no verte perjudicado y no te sentirás perjudicado. No te sientas ofendido y no lo habrás sido.” –Marco Aurelio.

 

“El hombre no se ve perturbado por las cosas, sino por los puntos de vista que toma de ellas.” –Epicteto.

 

En el mismo tono, evita dejar que la opinión de los demás afecte tu estado emocional y nadie podrá hacerte daño.

Cuando alguien te está provocando una emoción indeseable (ej. enojo o tristeza) recuerda que lo único que te está provocando dicho malestar es tu propio juicio del incidente. El único que tiene la llave para disturbar tu sosiego eres tú.

 

“A menudo me he preguntado cómo es que cada hombre se ama a sí mismo más que al resto de todos los hombres, más, sin embargo, establece menos valor sobre sus propias opiniones de sí mismo que sobre las opiniones de los demás.” –Marco Aurelio

 

Deja de juzgar a las personas y a las situaciones. Date cuenta que el obstáculo es el camino, y como tal, es parte de tu destino. Vívelo, disfrútalo de ser posible, y aprende de él. Vive en el ahora, ya que el momento presente es lo único que tienes.

 

“La verdadera felicidad es disfrutar el presente, sin una ansiosa dependencia del futuro, no para divertirnos a nosotros mismos ya sea con esperanzas o temores sino para descansar satisfechos con lo que tenemos, que es suficiente, porque aquel que es así no requiere nada. Las mayores bendiciones de la humanidad están dentro de nosotros y dentro de nuestro alcance. Un hombre sabio se contenta con su suerte, sea la que sea, sin desear por lo que no tiene.” –Seneca

 

“Es un hombre prudente quien no se aflige por las cosas que no tiene, sino que se regocija por las que tiene.” –Epicteto.

 

El pasado son solo recuerdos que serán borrados una vez tus luces se hayan apagado, y el futuro son acontecimientos que ni siquiera se han suscitado. Aprende a vivir con tus propios pensamientos y no necesitaras nada ni nadie para sentirte en paz más que tu propia mente.

 

“Nada, a mi modo de ver, es una mejor prueba de una mente bien ordenada que la capacidad de un hombre para parar justo donde está y pasar algún tiempo en su propia compañía.” —Seneca.

 

 

Prefiere la satisfacción duradera sobre la gratificación inmediata

Aunque es cierto que debes disfrutar el momento presente al máximo, esto no significa que lo derroches en fiestas, durmiendo de más, o viendo televisión.

 

En su libro “Pensar rápido, pensar despacio”, Daniel Kahneman habla sobre un tema sumamente interesante; el enigma de la experiencia frente a la memoria y de cómo cada uno de estos dos (experiencia y memoria) influye de manera distinta sobre nuestra felicidad o nuestra satisfacción respectivamente.

 

Daniel separa esta dicotomía entre dos seres, que, según Kahneman, viven en todos y cada uno de nosotros:

El “Yo-experimentador”: Basado en la experiencia del momento (ej. gratificación instantánea).

El “Yo-recordador”: Basado en los recuerdos del pasado (ej. satisfacción con la vida).

 

Existen actividades que recompensan al “yo-experimentador” (ej. ver televisión), otras que recompensan al “yo-recordador” (ej. alcanzar una meta), y las que todos queremos realizar al trabajar, las actividades que complacen a ambos “seres” (ej. leer con la finalidad de aprender).

 

He aquí una conferencia de Daniel Kahneman en donde habla sobre este tema (puedes activar los subtítulos en español):

 

 

¿Cómo puedes identificar una actividad que satisface tanto a tu “Yo-experimentador” como a tu “Yo-recordador”?

 

En el momento en el que realices una tarea, en la que pierdas la noción del tiempo, y, que al finalizarla, te sientas productivo y satisfecho contigo mismo, la habrás encontrado. De hecho, esta dinámica ya tiene un nombre, y se le conoce como “estado de flujo”.

Si basas tu vida en este tipo de actividades, te encontrarás con una existencia tanto feliz como satisfactoria, sin embargo, esto siempre no es posible, y tendrás que elegir…

 

“Al amanecer, cuando tengas problemas para levantarte de la cama, dite a ti mismo: ‘Tengo que ir a trabajar –como un ser humano. ¿De qué tengo que quejarme, si voy a hacer para lo que nací— las cosas que me trajeron al mundo para hacer? ¿O es esto para lo que fui creado? ¿Para acurrucarme bajo las sábanas y mantenerme caliente? / ¿Así que naciste para sentirte bien? ¿En lugar de hacer cosas y experimentarlas? ¿No ves las plantas, los pájaros, las hormigas, las arañas y las abejas haciendo sus tareas individuales, poniendo el mundo en orden lo mejor que pueden? ¿Y tú no estás dispuesto a hacer tu trabajo como ser humano? ¿Por qué no estás apresurado por hacer lo que tu naturaleza te exige?” –Marco Aurelio.

 

Como hombres, estamos genéticamente diseñados para trabajar por un propósito. Esa es nuestra meta primaria en la vida y la que nos brinda más satisfacción. Instintivamente, NECESITAMOS ejercer nuestra habilidad para proveer.

 

Ya sea que tu propósito este basado en proveer para tu familia, la sociedad, o ambas; para poder proveer TIENES que trabajar, y para trabajar de la manera más eficiente tienes mantenerte aprendiendo. Estas 2 actividades (trabajar y aprender) son actividades netamente productivas, y que satisfacen plenamente al “ser-recordador”.

 

Por lo tanto, si quieres sentirte masculino, satisfecho, e incrementar tu valor frente a las mujeres, enfócate en aprender o producir.

 

“Cada hombre vale apenas tanto como el valor de las cosas en las que se ocupa a sí mismo” –Marco Aurelio

 

Ciertamente, existe un límite, el cual varía de persona a persona. No puedes pasártela trabajando y aprendiendo todo el tiempo, por lo que, en este caso, como en muchas otras áreas de nuestra vida, la regla 80/20 queda como anillo al dedo.

 

“Pero tenemos que dormir a veces. Pero la naturaleza estableció un límite en eso –como lo hizo en el comer y beber. Y estás por encima del límite. Has tenido más que suficiente de eso. Pero no de trabajar. Aún estás por debajo de tu cuota. No te amas lo suficiente. O amarías tu naturaleza también, y lo que exige de ti. Las personas que aman lo que hacen se desgastan haciéndolo, incluso se olvidan de lavarse o comer. ¿Tienes menos respeto por tu propia naturaleza que el que tiene el grabador por el grabado, el bailarín por la danza, el avaro por el dinero o el escalador social por el estatus? Cuando están realmente poseídos por lo que hacen, prefieren dejar de comer y dormir antes que abandonar la práctica de sus artes” –Marco Aurelio.

 

Procura emplear la mayor parte de tu tiempo (70-80%) en actividades productivas y/o creativas (aprender o producir) y deja el tiempo restante (30-20%) para otro tipo de actividades más pasivas (ej. ver una buena película).

 

Habiendo dicho esto, no te vayas a los extremos, procura dormir bien y comer bien, ya que si no lo haces no podrás desempeñarte óptimamente en tus actividades productivas ni experimentar plenamente las recreativas.

 

Ocúpate de tus propios asuntos

marco aurelio
Marco Aurelio

 

No juzgues a los demás. Cada quien sigue el camino que se le ha planteado.

 

“Lo que le sucede a cada hombre está fijado de una manera acorde a su destino”. –Marco Aurelio.

 

Así como no existen “buenos” o “malos” acontecimientos, tampoco existen “buenas” ni “malas” personas. Reflexiona por un momento acerca de todas esas personas que no estuvieron a la altura de tus expectativas, te ofendieron, o te engañaron. ¿Serías el mismo que eres hoy en día si estas personas no se hubieran presentado? ¿Tendrías las mismas metas y aspiraciones?

 

Los actos de cada quien están alineados con el beneficio del conjunto, y como tales, deben ser realizados.

 

Acepta todo lo que suceda, aunque parezca desagradable, porque conduce a esto, a la salud del universo y la felicidad de Zeus (el universo). Ya que él no habría traído a ningún hombre lo que le ha traído, si no fuera útil para el conjunto”. –Marco Aurelio

 

De la misma manera, evita dar consejos no solicitados, ya que serán olvidados. Estarás desperdiciando, tu tiempo, saliva, y buena voluntad.

 

Es por estas razones que no he invertido en ningún tipo de publicidad pagada –ni pienso hacerlo, para este sitio web. Soy un fuerte creyente de que, quien necesite la información proporcionada en este lugar la encontrará por sus propios medios y porque la necesita.

 

Por otro lado, enfócate en tu propio camino, define tu propio éxito, basa tus progresos comparándote con tu pasado, y no con la vida de alguien más.

 

“Cuanto tiempo ahorra aquel que no mira a ver lo que su vecino dice o hace o piensa” –Marco Aurelio

 

Probablemente, siempre habrá alguien mejor que tú (somos millones de personas en el mundo). Si ves en Instagram, YouTube, o la televisión, a alguien con más dinero, un mejor cuerpo, o mejores relaciones, no los envidies, ese es SU camino, no el tuyo (o por lo menos no en este momento).

 

Si en el gimnasio observas que un compañero progresa más rápido que tú, no te compares con él. Pueden ser muchas cosas, su genética, nutrición, plan de entrenamiento, o hasta puede que se inyecte esteroides anabólicos, NO IMPORTA. Si quieres pedirle consejo hazlo, pero no compares tu éxito son el de él, lo único que importa es que tu estés progresando. ¿Estás más fuerte, definido, o musculoso que antes?… Excelente, eso es todo lo que necesitas saber.

 

Lo mismo ocurre con el dinero, tu carrera, tu negocio, tu vida sexual, tu vida social, etc.

 

Se consiente de tu inminente muerte, pero no le temas

seneca
Séneca

 

Como humanos, no, más bien, como seres vivientes, TODOS vamos a morir algún día, sin importar lo “importantes”, sanos, o inteligentes que seamos.

 

“Piensa en todos aquellos que sintieron una intensa ira por algo: el más famoso, el más desafortunado, el más odiado, el más lo que sea: ¿Dónde está todo eso ahora? Humo, polvo, leyenda … o ni siquiera una leyenda. Piensa en todos los ejemplos. Y lo trivial que las cosas que queremos tan apasionadamente son…” –Marco Aurelio.

 

Existe una frase en latín popularizada por la antigua Roma, y empleada mediante sus generales como recordatorio de su inminente muerte:

 

Memento Mori “Recuerda que morirás”

 

Esta frase les recordaba enfáticamente 2 cosas:

  1. Aprovecha todas y cada una de las batallas que se te presentan, piensa estratégicamente, y entrena bien a tus soldados. La siguiente batalla puede ser tú última oportunidad de demostrar tu valía.
  2. No importa que tantas guerras ganes ni cuantos países conquistes, eres un mortal, no dejes que tu ego te permita creer lo contrario.

 

Esta misma estrategia puede ser aplicada a nuestra vida diaria.

 

Aunque no nos demos cuenta, cada minuto que pasa nos acercamos más al final de nuestro camino sin importar que tan corto o largo este sea. No obstante, nos preocupamos por problemas banales, y, al mismo tiempo, utilizamos nuestro tiempo como si fuera un recurso infinito, desperdiciándolo en lugar de aprovecharlo al máximo todos los días.

 

“Actúan como mortales en todo lo que temen, y como inmortales en todo lo que desean” –Seneca

 

“No vivas como si tuvieras años sin fin por delante. La muerte te eclipsa. Mientras estés vivo y capaz, se bueno.” —Marco Aurelio

 

Todos los días tenemos la oportunidad de mejorar en cualquier ámbito de nuestras vidas. Aprovecha el día.

 

Por otro lado, no te sientas presionado por tener que realizar algo “extraordinario”. Hagas lo que hagas, vivas lo que vivas, en algún punto morirás y serás olvidado. Nuestros logros son efímeros, y nuestra posesión de ellos aún más corta.

 

Alejandro Magno y su caballo murieron, y lo mismo le pasó a los dos” –Marco Aurelio

 

Cuando tengas miedos, problemas, y ansiedades…  “Memento Mori

Cuando estés procrastinando y desperdiciando tu tiempo en lugar de hacer algo más productivo… “Memento Mori

Cuando estés extremadamente preocupado por encontrar la “perfecta” opción de carrera, negocio, o “alma gemela” … “Memento Mori

 

Siendo plenamente conscientes de que todos vamos a morir. ¿Porque no minimizar nuestras preocupaciones, maximizar nuestro corto tiempo aquí en la tierra, y abandonar nuestro estresante ego?

 

Finalmente, piérdele el miedo a la muerte. ¿Qué es lo peor que puede pasar, que dejes de existir?

 

Si dejas de existir, no tendrás un ayer ni un mañana, olvidarás el tiempo y la vida, escucharás el calmante silencio de la eternidad. Estarás en completa paz. ¿Es realmente tan malo?…

 

“Para aquel que teme a la muerte, o teme la pérdida de sensación o a un tipo diferente de sensación. Si no tienes sensación, no sentirás daño alguno; y si adquieres otro tipo de sensación, serás un ser diferente y no dejarás de vivir.”. –Marco Aurelio

 

El día que tememos como nuestro último es solo el cumpleaños de la eternidad”. –Seneca

 

Si existe algún miedo que debas tener, es el miedo a no empezar a vivir. El miedo a vivir tratando de cumplir con las expectativas de los demás y no acorde a lo que dicta tu naturaleza.

 

“No es la muerte lo que un hombre debe temer, sino al nunca comenzar a vivir”. –Marco Aurelio

 

“Mientras estamos posponiendo, la vida se acelera”. –Seneca

 

Conclusión

El estoicismo es una filosofía que, llevada a la práctica, puede cambiar radicalmente tu vida. El portar una mentalidad estoica te ayudara a sobrepasar momentos difíciles, tomar decisiones con racionalidad, y vivir tu vida con tranquilidad.

 

Los conceptos en los que se basa el estoicismo son varios y te invito a estudiarlos, pero puedes sacarle mucho provecho a esta ideología practicando únicamente los aquí mencionados.

Recuerda:

  1. Trata de cambiar lo que puedes, ignora lo que no.
  2. Encuentra un mentor.
  3. Actúa mediante un propósito, no mediante las pasiones.
  4. Abraza tu destino.
  5. La felicidad es una mentalidad.
  6. Prefiere la satisfacción duradera sobre la gratificación inmediata.
  7. Ocúpate de tus propios asuntos.
  8. Se consiente de tu inminente muerte, pero no le temas.

 

Lecturas relacionadas

Meditaciones – Marco Aurelio (MX/ES/US)

De la brevedad de la vida – Seneca (MX/ES/US)

Cartas a Lucilio – Seneca (MX/ES/US)

Enquiridión – Epicteto (MX/ES/US)

Anti frágil – Nassim Taleb (US/MX/ES/UK).

Pensar rápido, pensar despacio –Daniel Kahneman (MX/ES/US)

Maestría – Robert Greene (MX/ES/US)

Inteligencia emocional – Daniel Goleman (MX/ES/US)

El Poder del ahora – Eckhart Tolle (US/MX/ES/UK)

Fluir – Cyaisly Miyaliy (US/MX/ES/UK)

9 thoughts on “En Que Consiste El Estoicismo Y Como Practicarlo

  1. Hola Alex, entiendo que tu blog está enfocado al target masculino, pero son varios los temas que tocas, como por ejemplo este, que va para ambos sexos. Me ha encantado, el estoicismo es algo que ha llegado a mi vida de una manera bastante fortuita, digamos que sin buscarlo. Tengo un corto tiempo averiguando y estudiando a fondo esta antigua filosofía y extrañamente ha hecho mella en mi, es totalmente aplicable a la “vida moderna” y casi necesaria en este ritmo de vida que llevamos.

    Soy tu seguidora femenina, lo siento, me gusta mucho tu blog. Me dejaría la barba, pero creo que se me ve muy mal!

    1. Hola Lorena

      Me da gusto que hayas encontrado utilidad en este artículo y el estoicismo en general.

      Aunque es cierto que la información del blog va enfocada al sector masculino, ciertos temas también aplican para el femenino y/o pueden impulsar la aceptación y desarrollo de su refrescante feminidad.

      Y no, no te dejes la barba.

      Saludos.

  2. ¡Fantástca compilación comentada! Además, no faltan los enlaces y ampliaciones.

    A parte de esto, bueno es recordar que este es un foro para hombres ya que en caso contrario algunas personas despistadas podrían pensar que el artículo es un pelín machista.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.